Un anal para mi señora Cathy Heaven

Cathy Heaven llega agotada de trabajar cada día a casa, pero nada más que entra por la puerta se encuentra a su chico de la limpieza masturbándose en mitad del salón, una cosa inadmisible. El cabreo es monumental, pero por suerte poco a poco se le va pasando y va cambiando la opinión sobre el chico, así que decide echarle un polvo allí mismo y olvidar todos los problemas del trabajo.

Cathy Heaven gets back home completely exhausted after a long day at work when she bumps into her cleaning boy masturbating in the living room. She gets really pissed at first, but she soon relaxes and decides to fuck him hard right in the spot.

También te podría gustar...