Kirsten Lee pillada por la calle

Nada tiene el poder de persuadir tanto como el dinero, si no que se lo digan a Kirsten Lee, una jovencita de ojos azules y hasta las cejas de facturas que pagar, por lo que accede sin ningún problema a chupársela a un completo desconocido, seguirle hasta una calle poco concurrida y terminar la faena follandoselo..

Nothing is more persuasive than cold hard cash, so when Kirsten Lee feasts her pretty blue eyes on a fist full of bills, she’s totally down to give a blowjob to a stranger, then follow him to an abandoned building, where he fucks her tight pussy.

También te podría gustar...